Los 6 factores a tener en cuenta a la hora de crear una estrategia para redes sociales

Home / DERECHO DE IMAGEN / DIGITAL / Los 6 factores a tener en cuenta a la hora de crear una estrategia para redes sociales

Los 6 factores a tener en cuenta a la hora de crear una estrategia para redes sociales

Finalizando el 2016, no cabe duda que las redes sociales deben estar presentes en cualquier plan de comunicación. Tanto multinacionales, como pymes, startups o emprendedores pueden beneficiarse positivamente de los beneficios del Social Media. Pero, ¿cómo empezamos? ¿Debemos abrir una cuenta en todas las redes sociales? ¿Qué publicamos? ¿Cómo conseguimos posicionarnos? Éstas y otras preguntas son las dudas a las que se enfrentan la mayoría de personas. Todas las respuestas se pueden encontrar con una simple acción: crear una estrategia.

A continuación detallamos los factores más importantes a tener en cuenta a la hora de crear una estrategia para redes sociales:

Define tus objetivos

¿Por qué quieres tener presencia en redes sociales? ¿Qué crees que pueden aportar a tu negocio? El primer punto para empezar una estrategia de posicionamiento en Social Media es definir cuidadosamente los objetivos que queremos conseguir, tanto a corto como a largo plazo.

Una vez nos adentramos en el mundo de las redes sociales deberemos saber que lo primero y más fundamental es conseguir una comunidad fidelizada. Sin comunidad, sin una audiencia que nos escuche y crea en nuestra marca y sus valores, lo único que conseguiremos es una pérdida de tiempo, recursos y dinero.

Así pues, el primer objetivo a corto plazo debería ser siempre captar usuarios interesados por nuestro producto/servicio. Una vez captados, deberemos mantener su interés y fidelizarlos para no perderlos. Como objetivo último, cuando ya contemos con un gran volumen de audiencia, podremos definir los objetivos comerciales o de branding:

  • Visitas a nuestra página web
  • Conversión a subscriptores
  • Venta de productos o servicios
  • Mejora de la reputación digital
  • etc

 

La definición de objetivos será el primer punto a trabajar en nuestra estrategia. Ellos marcarán las acciones a tomar en fases posteriores y nos guiarán por todo el proceso.

Define tu público potencial

Cuando conocemos la edad, el trabajo, los ingresos, los intereses, los problemas, los obstáculos, los hábitos, los gustos y las motivaciones de nuestra audiencia, es mucho más fácil encontrarlos y conectar con ellos en redes sociales para ofrecerles productos o servicios que cubran sus necesidades como consumidores.

En este punto vamos a trazar un esquema de las características de nuestro consumidor ideal, con especial mención al uso que hace en redes sociales. De esta manera, sabremos qué podemos ofrecerle, cuál es la mejor manera de conectar con él, cómo podemos captar su atención y cuál es el mejor momento para ofrecerle nuestros productos.

Encuentra la voz de tu marca

El principio básico de las redes sociales es conectar, generar conversaciones, compartir contenidos, interaccionar con los usuarios…en definitiva, comunicarse. Para ello, necesitamos que nuestra marca tenga una voz y un tono propio que se adapten tanto a nuestro negocio como a nuestra audiencia. El lenguaje que utilizaremos con nuestros seguidores determinará en todo momento nuestra reputación en redes sociales. Por ello, es esencial encontrar la voz de nuestra marca y definirla bien:

  • Si nuestra marca fuese una persona, ¿qué tipo de personalidad tendría?
  • Si nuestra marca fuera una persona, ¿cuál sería la relación con el consumidor? (Un entrenador, amigo, instructor, líder, etc)
  • Descripción con adjetivos cómo no debería ser la personalidad de nuestra empresa
  • ¿Hay alguna empresa que tenga una personalidad similar a la nuestra? ¿Por qué son similares?
  • ¿Cómo deseamos que nuestros clientes piensen sobre nuestra empresa?

Decide en qué canales tendrás presencia

El número de redes sociales es innumerable. Cada año surgen nuevas plataformas y mueren otras. La pregunta clave es, ¿debemos tener presencia en todas ellas? La respuesta es clara: No.

Cada red social tiene unas características propias. Por ejemplo, LinkedIn es una buena plataforma para dirigirse a las ventas de empresa a empresa, mientras que Pinterest puede ser mejor si está en el negocio de la moda. Dependiendo de nuestros objetivos, de nuestro público objetivo y de la naturaleza de nuestra empresa, escogeremos los canales donde nuestra marca tendrá presencia:

●     ¿En qué plataformas se encuentra nuestro público objetivo?

●     ¿Qué tipos de contenidos podemos crear? ¿Artículos? ¿Vídeos? ¿Imágenes?

●     ¿Cuántos contenidos somos capaces de crear a la semana?

●     ¿Es nuestro producto/servicio visualmente atractivo?

●     ¿Qué plataforma/s son las más convenientes para la consecución de nuestros objetivos?

Estrategia de contenidos

Los contenidos son esenciales e imprescindibles para alcanzar nuestros objetivos en redes sociales y convertir a los usuarios en prospectos. Sin unos buenos contenidos enfocados según nuestro target, las redes sociales no tienen sentido y sin las redes sociales, nuestros contenidos no consiguen visibilidad. Es una relación totalmente simbiótica.
Existen tres componentes principales para cualquier estrategia de éxito:

  1. Tipo de contenido

El tipo de contenido que debemos publicar en cada red social depende de la forma y el contexto. La forma es el formato en el que presentamos la información (texto, enlaces, imágenes, vídeos, gifs, etc). El contexto hace referencia tanto a las tendencias del momento como a la voz de la empresa. ¿Debe nuestro contenido educativo, informativo, hacer uso del humor o serio?

  1. Tiempo de publicación

Existen numerosos estudios y estadísticas que definen cuál es el mejor momento del día para publicar según cada red social. Si bien nos puede servir de guía, cada sector empresarial, cada país y cada audiencia tiene sus particularidades. Para saber cuándo está nuestra audiencia conectada, consultaremos las estadísticas de nuestros perfiles sociales.

Facebook insights, por ejemplo, nos detalla qué día tenemos más audiencia y a qué hora están nuestros fans conectados.

  1. Frecuencia de publicación

Encontrar la frecuencia perfecta de publicación es crucial ya que podría significar más engagement e interacciones para nuestro contenido. Tendremos en consideración en este punto la naturaleza de cada red social. Por ejemplo, una sobrepublicación en Facebook puede  tener un efecto contrario al deseado en nuestros usuarios y saturarlos, en cambio Twitter permite la publicación constante durante todo el día.

Medición

Toda acción realizada en redes sociales (publicación de contenidos, concursos, acciones con influencers, anuncios, etc) tiene un impacto y éste debe medirse.

La medición de resultados nos permitirá saber si nuestra estrategia está cumpliendo con los objetivos descritos o debemos hacer cambios. A continuación detallamos los indicadores imprescindibles para evaluar:

  1. Tamaño de la comunidad
  2. Alcance e impresiones
  3. Engagement
  4. Interacciones
  5. Visibilidad de marca
  6. Conversiones
Oscar Llonch
Oscar Llonch, director de Belowactions, agencia ubicada en Barcelona y especializada en acciones de Marketing No Convencional.
Recommended Posts

Leave a Comment

Contacta

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap. ertertert

Not readable? Change text. captcha txt

Start typing and press Enter to search

secreto industrialvigilancia de marca